9 de enero de 2011

Feliz Navidad, feliz Año Nuevo y felices Reyes

Sí, todas las felicitaciones juntas y probablemente revueltas. Después de una ausencia como la mía, todo esto debe estar lleno de telarañas, los muebles me esperan patas arriba y la máquina de escribir estará oxidada (en estos tiempos modernos, la impresora sin tinta).

Pero aquí estoy, y como bien dicen, más vale tarde que nunca. Espero que hayáis pasado unas buenas fiestas en compañía de la familia y los amigos y que este año que empieza lo cojáis con fuerza y entusiasmo. Yo estoy decidida a hacerlo.

Por ahora, esta semana que llevamos de año la he dedicado a hacer lo que solía hacer en los viejos tiempos. Leer, estudiar y ver series. Al igual que las felicitaciones, todo junto y a la vez. Leo un capítulo del libro, me estudio un tema, veo un cacho de la serie. Y así soy feliz, más feliz que una lombriz, de hecho.

¿Qué me estoy leyendo? Pues estoy con "A thousand splendid suns" (Mil soles espléndidos), de Khaled Hosseini. Sí, seguro que sabéis quién es, el autor de "Cometas en el Cielo". De nuevo el escritor urde una trama en Afganistán, en el largo periodo de guerras que ha padecido esa tierra, y nos cuenta la historia de Mariam y Laila, dos mujeres que deberán luchar juntas para sobrevivir, no solo a la guerra sino también a su marido.

Voy contra reloj con este libro, pues he de devolverlo a la biblioteca el miércoles 13. Por suerte, en el final el argumento se pone algo más intrigante y me es más ameno leerlo, así que creo que lo tendré leído a tiempo.

Por lo demás, simplemente decir que no es un libro que te enganche y no puedas dejar de leer. Está bien pero a mi particularmente no me resulta tan fascinante como "Cometas en el cielo". Lo que más me ha sorprendido hasta ahora son las normas puestas por escrito de los Talibanes:
cantar esta prohibido, bailar está prohibido, jugar a las cartas o al ajedrez, apostar y volar cometas está prohibido, escribir libros, ver películas y pintar está prohibido, si tienes periquitos, se te golpeará y se matará a tus pájaros, se prohíben los cosméticos y las joyas, las mujeres no hablarán salvo que se les hable, no mirarán a los ojos a un hombre, no se reirán en público o serán golpeadas, no se pintarán las uñas o perderán un dedo. Y así sigue y sigue.

¿Y con qué serie estoy ahora?


Sí, "Crónicas Vampíricas". Voy por la segunda temporada y los hermanos Salvatore cada vez me gustan más, especialmente Damon, a quien en un principio no tenía mucho aprecio. ¡Me encanta! Y las historias secundarias también me están gustando bastante. ¡Ay, Caroline, Caroline! Lo malo es que ha habido un parón estas navidades y dentro de poco (de hecho, ya), tendré que acostumbrarme a ver solo un capítulo a la semana, y eso con suerte. ¡No! Joo.

También veo "The Big Bang Theory", pero las series del estilo de "Crónicas Vampíricas" son las que más me gustan. ¿Alguna sugerencia para series que pueda ver? ¡Agradecería cualquier aportación, especialmente si son de series originalmente inglesas con las que puedo practicar mi inglés! Jeje.

Un beso.

1 comentario:

analia dijo...

hola. soy analia. te dejo mi bog ya que yo te añadi yme llevo tus dos novelas para leerlas.besos y estuve viendo que tienen una pinta.... besotes